Archive for the ‘DOCUMENTALIA’ Category

Torques1

Ante un viejo año que nos deja, recibo este nuevo Ciclo de frente pero sin dejar de mirar esta vez, siquiera de reojo, a nuestro pasado más reciente. Y lo hago sin euforia, relajación ni complacencia, pero agradecido y con mis ilusiones intactas en un Camino, el de Wicca Celtíbera, que como tal cumplirá en 2016 su trigésimo tercer Aniversario.

Y digo bien titulando esta reflexión como de tres celebraciones en una, porque fueron tres las decisiones que han desembocado en que hoy, a las puertas de 2016, sean todas y cada una de ellas las que han hecho posible llegar a la situación en la que nos encontramos, es más, que sólo por haber ido unidas ha sido posible que nuestra Tradición permanezca:

Porque hace 33 años constituía en la Brujería Tradicional Ibérica el Coven de la Orden Sagrada de Beltane, el primero, el que marcó el inicio y es fuente de esta Tradición; un Corro que tres décadas después aún sigue vivo, con sus perspectivas de futuro intactas y al que aún tengo el honor de representar como su Arestalo a este lado de la orilla.

Porque hace 33 años comprendí y tomé la decisión que reconocernos Wicca devolvía su integridad a una Tradición, la Celtíbera, que por derecho siempre tuvo, que por historia le pertenece y que por transmisión venía obligado a reivindicar.

Porque hace 33 años decidí volcar mi trabajo en la legalización ahora sí de nuestro Culto Wicca, partiendo como patrón del Coven de la Orden Sagrada de Beltane, con las peculiaridades de cada nuevo coven pero manteniéndole como referencia primera y obligada para legar intacta y en todo caso la transmisión original.

Unas decisiones no exentas de conflicto y problemas, porque hubo que lidiar con la posición de quienes creían que la palabra “wicca” venía desmerecida por las prácticas de algunas corrientes, ajenas a nuestro origen. Porque tuvo que salvaguardar la pureza de su transmisión y la originalidad reconstruccionista de sus prácticas, siquiera alegóricamente en otros cóvenes, frente a unos sistemas condescendientes con la moral y ética judeocristiana. Y también porque respetó como respeta escrupulosamente sus votos y su carácter hermético, misterio e iniciático, pese a adaptarse a los nuevos tiempos.

Hoy, a punto de cumplir 33 años de devoción, voluntad y estudio, quiero transmitir mi profundo agradecimiento a nuestro Dios y Patrón Belenos, por permitir nuestro Servicio, aceptar nuestros Sacrificios y honrarnos con su Protección.

Y finalmente, quiero congratularme también con nuestros hermanos y hermanas por una efeméride que, sin duda, supuso que hoy nos hayamos reencontrado, por un Coven que seguirá aportando con libertad y pureza a nuestra fe y por un Aniversario que sirve de referencia a la historia contemporánea de nuestra Tradición.

Fernando González

Kobalkores Bintoi Monati

Arestalo de la Orden Sagrada de Beltane

Confesión religiosa Wicca, Tradición Celtíbera

Read Full Post »

1444176678184

Un viejo Ciclo se cierra para permitir que otro comience. Esto no significa que debamos dar un carpetazo a nuestras vidas y comenzar una nueva andadura al margen de nuestro pasado, sino que hemos de reflexionar sobre todo lo que nos ha sucedido durante este tiempo, aprender de experiencias, aciertos y errores y afrontar responsablemente el nuevo Ciclo que comienza.

Para los wiccanos, hay tres momentos que suponen un auténtico cambio en nuestras vidas: el nacimiento, la iniciación y la muerte. Todo lo demás son experiencias, experiencias que nos enriquecerán en virtud de lo que seamos capaces de haber aprendido. No estamos huyendo del ayer, sino abriéndonos al mañana desde un presente comprometido con latir al ritmo de la Naturaleza.

Tampoco vamos a dejar de ser lo que fuimos hace cinco minutos, ni mejores ni peores, simplemente seremos más y menos que antes. Cuestión de cada cual elegir aquello que haya de estar a uno u otro lado, en ambos o en ninguno de los dos.

La conmemoración de un nuevo Ciclo en la Rueda de la Vida, no es un borrón y cuenta nueva, porque nuestras vidas no acaban ni comienzan aquí, sino que continúan. No podemos deshacernos de nuestro pasado, como tampoco podemos añadir lo que aún no hemos hecho en el futuro, por lo tanto es nuestro presente al que debemos atender.

Cada Ciclo responde a un acontecimiento, a una necesidad y a un propósito. Y éste al que estamos a punto de llegar, Samhain, es uno de los ejes fundamentales del meridiano sobre el que gira nuestra existencia.

Es un tiempo sin tiempo, apropiado para recapitular, cumplir nuestros votos y continuar nuestro Camino con la confianza de haber renovado los pactos que juramos ante nuestros Dioses, a quienes pusimos por testigos de nuestra voluntad y compromiso de ser parte activa y consciente de esta renovación cíclica.

Es también un tiempo para el recuerdo más íntimo y sentido, para rememorar a todos aquellos que permancen en nuestra memoria y en nuestros corazones y que ya han partido al otro lado de una realidad por lo común esquiva, aunque en estas fechas excepcionalmente cercana. Y es una ocasión para hacerlo de la mano de nuestros hermanos presentes, en quienes apoyarnos con nuestros recuerdos, recibir el nuevo Ciclo y compartir nuestra abundancia.

Y por último, es un tiempo que hemos de dedicar a nuestros Ancestros, a quienes les debemos lo que somos, a aquellos que nos antecedieron más allá de nuestro consciente, pero que forman nuestra Treba, un todo con nosotros. Es nuestra obligación honrar su memoria, sus gestas y en no pocas ocasiones su sacrificio e invitarles a una noche mágica plena de recuerdos, amor y desenfreno.

En fin, es el momento de abrir puertas y ventanas, pedir a nuestros Dioses faciliten los tránsitos y cerrar los ojos inmediatamente después, para dejarnos llevar en el secreto de una noche donde todo es lícito y todo puede pasar, sin pensar en el amanecer, sin temor al mañana.

© Fernando González

ANMUNOBIA

Read Full Post »

01-_permutacion_de_la_figura_humana-_51x44_-_mixto_sobre_canvasQue este artículo levantará ampollas, no es políticamente correcto y hará que se de por aludida mucha gente, no lo hace menos necesario y justo en la medida que trata de exponer nuestras propias convicciones. Deseo se lea con la cabeza antes que con el estómago y nos planteemos honestamente lo que se dice en el mismo…

Uno de los principales problemas que consideramos ha tenido la Wicca sobre todo durante el último tercio del siglo pasado, es haberse “sustentado” mucho tiempo en la opinión, en concreto por la de cualquiera, para “explicarnos” a todos como religión, antes que poder hacerlo estableciendo unos criterios de estudio y reconstrucción exhaustivos que nos aproximen a una exposición coherente, argumentada y fiable que resuelva las dudas y lagunas históricas, que con tanta inexactitud como frivolidad hemos consentido que nos precedan.

Y por supuesto que hecho lo anterior, editemos, corrijamos y divulguemos en todas nuestras entradas el resultado de nuestro trabajo. Ya se que a muchos no les hará falta y a otros no les dará la gana, pero por eso de exigirnos un poquito más de nivel.

Otro de estos problemas viene a renglón seguido del anterior, que es la permisividad con la que en apariencia “aceptamos” cualquier versión que se de sobre la Wicca, a su vez que adoptamos una pose impostada, esto es, forzada e insincera, con la que parece que no se da importancia o interesa ni el pasado ¡nuestra historia! ni lo que defina nuestra religión.

SuperPhoto_140809091636Una historia que es curioso solo se desdeña aproximadamente de los años 30 del siglo pasado hacia atrás, porque de esos años hacia adelante nos machacan con ella hasta en los detalles más superfluos. Y muchos dirán que porque se desconoce buena parte de los mismos, cuando se sabe que esto es una verdad a medias, tan a medias que es casi una mentira.

Pero claro, contar la rica historia de la Brujería Tradicional únicamente desde la fundación de una de sus corrientes a partir de los años 50 y 60 del siglo XX y decir que lo que hubo antes fue “otra” cosa, no da para más. Y no es para menos que empecemos a tomarnos en serio nuestro pasado, todo nuestro pasado en todo su contexto y en toda su extensión.

Se reeditan y repiten una y otra vez tércamente los mismos enunciados anticuados, ambiguos y desfasados de los años 80 del siglo pasado, muchos de ellos con graves inexactitudes, casi con la misma ligereza con la que permitimos que cualquiera nos “adoctrine” sobre nuestra propia religión.

El resultado de este sinsentido tiene una fácil lectura: que la Wicca es lo que a cada cual le de la gana decir, que lo apropiado es aceptar que cada quien defienda su propia idea de la Wicca y que todas sean válidas, que pese a que todas sean válidas solo una es “la buena”, que wiccanos sin Tradición sean reconocidos como wiccanos “por libre” pero que estén encasillados en el mismo saco de las Tradiciones que no son “la buena”, y que a todos ellos, Tradiciones Wicca que no sean resultado de “la buena” y wiccanos sin Tradición (mal llamados “solitarios”) que no son de “los buenos”, se les amontone dentro de lo que se ha querido explicar como Wicca Ecléctica.

¿Pero qué tienen de ecléctico las demás Tradiciones brujeriles, que por lo mismo no pueda aplicarse a la Tradición Británica? Que no parten de ella, te responden contundentemente. Aaaah. He de reconocer la profundiad del mensaje…

Vaya por delante que nos consta que no todos sus fieles piensan igual ni defienden lo mismo y que nos disculpen si se sienten aludidos pues no es intención nuestra incomodarles, sino defender la dignidad de nuestra Tradición, escribir sin pelos en la lengua y reclamar nuestra historia llamando a las cosas por su nombre.

Si nos ponemos tiquismiquis sobre el origen de nuestras doctrinas, ceremonial y teologías ¿no es cierto que las formas litúrgicas y ritualísticas de la Tradición que se dice así misma la buena, la mejor y la primera, están trufadas -reconocen ellos mismos- de añadidos, parches e interpolaciones modernas y ajenas, puestas ahí para tratar de mejorarla? Pues eso es eclecticismo en estado puro, tengamos cuidado con señalar a otros por lo que crece en nuestra era.

imstilldumpingmycreppyfolder_5cb3320b6bd45cdfd634930be08c01a8

Será por eso, claro, que para aquellos que la Wicca es un espacio donde todo parece tener cabida, abominan del reconstruccionismo y defendiendo que cada una se forme según lo entienda, que todos somos libres y montamos ponis de colores, escriben en mayúsculas y negrita que la Wicca NO es reconstruccionista… porque ellos lo dicen y punto.

Como si aquí nadie supiese que estas tradiciones desde su fundación y por sus fundadores en buena medida, han tratado y algunos tratan también hoy de reconstruirlas, mientras que a su vez a otros no les parece interesar que los demás lo hagamos.

Dicho lo anterior, es verdad que los defensores de tal subdivisión ignoran esta realidad y hábilmente parten de identificar dicho eclecticismo, como aquél que se nutra de “sus” costumbres y ritos a partir de su refundación pública y sin que sea una consecuencia directa de ellos mismos. Y bueno, no está mal enfocado… no lo estaría si no fuese porque tales ritos ni son de su propiedad ni ajenos a las demás Tradiciones en tanto que no se salgan del marco indoeuropeo, hasta el punto que nosotros muy bien podemos decir que en todo caso sean eclécticas, las Tradiciones que no cumplan con este principio.

Por ejemplo, dar por sentado que la Rueda del Año, el Dios Cornudo de la Fertilidad y la Diosa Triple de la Fecundidad o la “presentación a los cuartos“, sean aportaciones modernas a la Brujería incorporadas a nuestro acervo religioso a partir de Gardner, es de una frivolidad o ignorancia pasmosa.

Y si aún encima leemos y oímos que tiene su implantación en la Brujería Tradicional exclusivamente a partir de que Gardner dijera que es parte de sus ritos, liturgia y teología, como si nadie antes lo tuviese presente, algo que él mismo dice recoger de lo que ya se hacía en Europa, por su insistencia empieza a resultar ofensivo.

Así, la versión popular de la Wicca Ecléctica es la que dice entender por tal a las Tradiciones y personas que no procedan de la Wicca Tradicional Británica. La versión “extendida”, matiza que se entiende también por wiccanos eclécticos a aquellas personas que sin pertenecer a ninguna Tradición en concreto, esto es, que no sean religiosos Wicca, son religiosos Wicca que escogen las formas y modos de diferentes Tradiciones Wicca e incluso teologías y religiones dispares, para construirse su propia “versión” de la Wicca en/para su práctica religiosa partícular y exclusiva.

Resumiendo, que no hay ni ha habido en Europa otra ni más antigua Brujería Tradicional que la Británica, pese a que sus fundadores jamás dijeran tal cosa. Vamos, que Brujería/Wicca como la Centro-europea, Gala, Itálica o Ibérica lo han sido única y exclusivamente porque “copiaron” o se valieron de la Inglesa, de donde -dicen- nacen todas las tradiciones y creencias y Cultos estructurados…

SuperPhoto_140809060051Es indudablemente falso que tal cosa sea cierta. Y quede claro que esta idea tan descabellada ni mucho menos es defendida por todo el mundo en el ámbito pagano y en concreto en el wiccano anglosajón, sino que es exclusivo de una importante minoría que pretende monopolizarlo. El resto, como digo, no es más que producto del marketing, del “copy/paste” y de la cómoda postura que una gran mayoría de nosotros ha tomado siempre, de dejar en manos de terceros comprobar que lo que nos aseguren sea cierto.

¿A nadie le ha parecido extraño que los fundadores de la Wicca Gardneriana y la Wicca Alexandrina jamás dijeron que su Culto fuese otro sino una prolongación de la Brujería Tradicional? ¿Y que si sus Cultos son propios de la Brujería, es completamente absurdo defender que fuesen las Islas Británicas el origen de la misma?

Pero es que el propio sentido de ecléctico, si surge como consecuencia de catalogar a los demás como tales, puede llegar a ser incluso xenófobo, además de claramente ofensivo ¿Cómo es que la Vieja Religión, que llega a las Islas Británicas en buena medida desde la Península Ibérica, puedan haberla transmitido desde las Islas Británicas a la Península Ibérica? ¿Es el afluente de un rio, la fuente de la que procede?

 No sabría decir si hay alguna Tradición Wicca que se “humille” a reconocerse así misma como Wicca Ecléctica, o sea desnaturalizada, e incluso que llegase a defenderlo bajo este enunciado impuesto, pero desde luego la nuestra lo rechaza de plano por historia, convicción y principios.

Y cuando es uno mismo quien se reconoce como tal, como “wiccano ecléctico”, entendemos que no deja de caer en varias incongruencias:

1º.- Siendo la Wicca un Culto iniciático, no es posible ser wiccano si no se esta iniciado.

2º.- Si no se cree necesario iniciarse ¿qué sentido tiene “auto-iniciarse”?

3º.- Unir creencias y prácticas diferentes en un mismo patrón crea algo nuevo, distinto. Otra cuestión que sea religión, que sea Wicca y que sea Tradicional.

4º.- No puede definirse lo que tiene cualquier base, cualquier regla y cualquier método.

5º.- Si la Wicca fuera lo que a cada cual le “salga” de juntar partes de unas y otras, habría tantas wiccas como personas. Dejaría de ser Wicca, incluso una religión ¿y por qué no?

6º.- Si puede tener cualquier base ¿para qué tener base? Por ejemplo, valdría el calendario hutu, Dioses japoneses y ritos aztecas (o mézclese a gusto del consumidor) y llamarlo Wicca.

7º- ¿Y por qué llamarlo Wicca, y no caciw, wacci, cacwi…?

El DRAE define como eclecticismo: “2. m. Escuela filosófica que procura conciliar las doctrinas que parecen mejores o más verosímiles, aunque procedan de diversos sistemas.” Y por consiguiente como ecléctico: “1. adj. Perteneciente o relativo al eclecticismo. 2. adj. Dicho de una persona: Que profesa las doctrinas del eclecticismo. U. t. c. s. 3. adj. Dicho de una persona: Que adopta una postura ecléctica. U. t. c. s.

Siendo así en lo referente a las Tradiciones, desde el momento que las entendamos como el resultado de conciliar doctrinas diferentes de sistemas diferentes, dejarían de ser tradicionales (propias de un grupo, etnia o religión concreta). Y por lo mismo, desde el momento que respondan a una misma doctrina y sistema, no serían de ninguna manera eclécticas.

Por mucho que le demos vueltas al asunto tratando de esquivar el hecho principal de que la Wicca es un sistema religioso propio de los puebos indoeuropeos, de quienes toma el término, el significado y el sistema de creencias y prácticas, lo cierto es que sólo pueden entenderse eclécticas las Tradiciones que alteren estas condiciones.

Y por lo tanto que por ejemplo una Tradición Wicca que cree y pone en práctica modelos cultuales y rituales caldeo-judaicos y cabalísticos, entienda no wiccano y en el mejor de los casos ecléctico, no tradicional, a un Culto que sigue un patrón indoeuropeo y un sistema celtibérico dentro de un contexto tradicional y recontruccionista, es cuanto menos “llamativo”, por no decir ridículo.

SuperPhoto_140809075742

En lo personal, desde el momento que no se sigue ninguna Tradición Wicca, ningún sistema de creencias y ritos, no tiene sentido llamarse wiccano, entendiendo por wiccano, lógicamente, a la persona que practica la religión Wicca. Porque ¿qué religión Wicca es aquella que hemos seguido si aún no existe porque no la hemos creado? ¿y qué religión es aquella creada ad hoc por y para una sola persona? ¿Eso es religión o espiritualidad? porque rompe dos de los principios fundamentales del hecho religioso: la transmisión y la comunidad.

Somos conscientes que todo esto que estamos diciendo no le va a hacer gracia a muchas personas que honestamente se sienten y viven la Wicca a su manera, pero precisamente por su amor por la Wicca y apelando a su buen juicio comprenderán que no hay malintención, sino un deseo sano de mostrar otros aspectos marginados de la Wicca que les lleve a replantearse su búsqueda.

Y esto nos lleva a concluir que no existe ni la “Wicca Ecléctica“, porque de ser ecléctica no sería Tradición Wicca y si fuese Tradición Wicca dejaría de ser ecléctica, y tampoco el mal llamado “wiccano ecléctico”, además de por lo anterior, porque si es sólo para/por/de uno, no es religión. No al menos desde un aspecto religioso.

©Fernando González-Wicca Celtíbera

Read Full Post »

Jano-bifronte2Que todas las tradiciones relativas a la Navidad son paganas -y no es una exageración-, desde la propia celebración de la efeméride del nacimiento de Jesús, pasando por las vacaciones y los regalos hasta el aguinaldo, es un hecho que indudablemente nadie en sus cabales o con los conocimientos necesarios pone ya en cuestión. Dicho esto, hay hechos y aspectos históricos, teológicos, que esbozan esta realidad con el matiz atrayente de ser una curiosidad muy poco conocida o divulgada en sus detalles.

Por ejemplo, no nos es ajeno que si Roma cambió la fecha que marcaba el inicio del nuevo año aprovechando la celebración religiosa en honor a Ianus (Jano) en las kalendas de enero, fue a causa de las Guerras Celtíberas, lo mismo que sabemos que existe una prolija variedad pagana de costumbres relacionadas con esta fecha que han sobrevivido hasta la actualidad, como por ejemplo las rutinas favorecedoras para el nuevo año en los días inmediatos previos al cambio de Ciclo, las felicitaciones deseándonos un próspero Año Nuevo[1], o regalar y consumir dulces, unas costumbres que son de todo menos modas pasajeras propias de nuestra sociedad consumista[2]:

¿Por qué se dicen palabras de felicitación los días de tus calendas, y hacemos y recibimos votos recíprocamente?” Entonces el dios Jano apoyándose en el báculo que llevaba en su diestra, dijo: “Los augurios suelen hallarse en los principios. A la palabra primera dirigís vuestros oídos temerosos[3], y el ave que primero vio es la que toma en cuenta el augur; están abiertos los templos y los oídos de los dioses, ninguna lengua profiere votos perecederos y tienen peso las palabras”. Había terminado Jano, pero yo no guardé largo silencio, sino que con mis palabras empalmé sus últimas palabras: “¿Qué significado tienen los dátiles y los higos arrugados? -dije- ¿y la miel resplandeciente que se ofrece en un vaso blanco como la nieve?” “El motivo -dijo- es el augurio: que semejante sabor persevere en las cosas y que el dulce año termine su camino emprendido”…[4]

¿Pero cómo es que tras la irrupción y dominio del cristianismo seguimos festejando el Año Nuevo el día 1 de enero, siendo como es una festividad religiosa y pagana? ¿Fue siempre así? y si no lo fue ¿qué pasó para que llegase a nuestros días?

Como puede suponerse, tanto el hecho lúdico como el religioso del Año Nuevo no sólo no pasaría desapercibido para el cristianismo, sino que como hizo en otras muchas ocasiones trató de eliminarlo, cambiarlo o disfrazarlo repetidamente del acervo estacional de Occidente, hasta que al final no tuvo más remedio que ceder a la fidelidad -terquedad dirían ellos- popular (inconsciente colectivo) de aquellas sociedades para con sus costumbres ancestrales.

resurrec2bEn un principio se optó por la censura y el engaño, por un lado prohibiendo la celebración a Jano en las Kalendas de Enero y por el otro buscando modificar el hito, trasponiéndolo a una fecha acorde al nuevo Culto. De este modo si había que reconocer y fijar un cambio jurídico, social y religioso estacional (un nuevo año), ya no sería la mitología pagana sino la cristiana la que serviría de referente.

A falta de hechos consumados que pudieran facilitarlo, ya que no existía precedente ninguno que lo hubiese podido justificar en un cristianismo aún bisoño y por lo tanto marcadamente apocalíptico, había que asacarlo de algún lado y darle un contexto creíble que pudiera asumir el pueblo. Así, abundando en el trabajo, por otra parte errado, de Dionisio el Exigüo un siglo antes en cuanto la fijación del nuevo año en la Pascua[5], “los autores cristianos negaron que ese día -1 de enero- tuviera que marcar necesariamente el principio del año; basándose en el relato del Génesis según el cual Dios “separó la luz de las Tinieblas”, Martín de Braga señalaba que, puesto que la división indicaba la igualdad, el equinoccio de primavera (21 de febrero) debía elegirse como fecha del inicio del año. En la Edad Media, Pascua fue la fecha elegida con más frecuencia para señalar el principio del año… Sin embargo, esta costumbre nunca fue universal, y en Francia quedó definitivamente descartada cuando, en 1564, Carlos IX decidió instaurar de nuevo en todo el reino el 1 de enero como inicio del año[6].

Pero claro, pese a los panegíricos y las exhortaciones cristianas ni la mayoría de la población pagana era cristiana salvo por la fuerza, ni los nuevos cristianos tenían muy clara la necesidad de abandonar según qué tradiciones o costumbres. Y esto queda demostrado por la insistencia del clero con denunciar una y otra vez las “formas”, obstinadamente paganas, con las que la población conmemora esta fecha.

Durante toda la alta Edad Media, por el contrario, los clérigos habían denunciado con ardor los festejos del 1 de enero. Atacaban tres tipos de costumbres. En primer lugar las estrenas, de las que los regalos de Navidad constituyen una lejana prolongación. Michel Meslin ha demostrado que las estrenae, relacionadas con la organización social y el clientelismo romanos -el patronus distribuía ese día sus beneficios para asegurarse a cambio la fidelidad de sus clientes durante todo el año-[7], eran contrarias al ideal cristiano de la caridad[8].

carantoña extremeñaOtra de las costumbres aludidas, además de las estrenae, es la mascarada. Las danzas de animales o totémicas en las que los aldeanos se vestían con pieles y cabezas de cérvidos y otras bestias y recorrían o bailaban por las calles de nuestros pueblos y aldeas han sobrevivido tal cual hasta nuestros días, más conocidas como las Mascaradas de Invierno. Ejemplos de esta costumbre son el guirrio leonés o las carantoñas extremeñas.

Con todo, el cristianismo se encontró con un problema fundamental que tuvieron que enfrentar y bien está decirlo, afortunadamente con muy malos resultados: el 1 de enero, como fiesta en sí, mantuvo su estatus. Ni trasladar el inicio del año a una nueva fecha ni las prohibiciones pudo acabar con las Kalendas de Enero, por lo que hubo un último intento por borrar de la memoria popular el festejo pagano imponiendo una efeméride absolutamente ficticia, como lo es fijar para el 1 de enero la circuncisión de Jesús.

La celebración “supersticiosa” de las calendas de enero corría el peligro de persistir durante mucho tiempo, pues la Iglesia, que ya celebraba el 25 de diciembre la Natividad de Jesús y el 6 de enero la Epifanía, no tenía muchas alternativas para sustituir ese día intermedio. En consecuencia, se vio abocada en conceder más importancia en su liturgia al único acontecimiento de la vida de Cristo que podía introducirse con lógica en esa fecha: la circuncisión. Los orígenes de esa fecha son bastante oscuros. Parece que se celebró primero en Oriente, en el siglo V; en el siglo siguiente, aparece mencionada en la liturgia galicana. Su función de contrafuego no ofrece ninguna duda; ese mismo día se celebraba un oficio Prohibendum ab idolis contra las “supersticiones”. Además, la Iglesia constituyó el 1 de enero una jornada de ayuno para contrarrestar los festejos tradicionales. El primer testimonio de dicho ayuno figura en el Concilio de Tours de 567, cuyo decimoséptimo cánon resulta absolutamente explícito:

Siendo todos los días entre la Navidad y la Epifanía días de fiesta, se podrá comer normalmente, [pero] a fin de combatir la costumbre, nuestros padres han decidido que el día de las calendas de enero se canten letanías en casa y salmos en la iglesia, y que a la octava hora de ese día se celebre la misa de la Circuncisión[9].

Bellini-circumcision-NG1455-fm

Es cuanto menos llamativo saber que la Iglesia Católica trató de cambiar la fecha de Año Nuevo a Pascua, que hubo un tiempo que se celebró en otras fechas, que no era fija y que el único motivo de que celebrasen la Circuncisión este día fue estratégico y en absoluto piadoso, pero lo más importante, lo que más puedo resaltar de estos detalles empolvados por el tiempo y el desinterés, es comprobar la tenacidad humana, la esperanza, las ganas de luchar y resistir hasta más allá de nuestras fuerzas y aún a costa de nuestras vidas por preservar una fe y unas creencias con las que hoy puedo enriquecerme, sin que apenas sea consciente del tremendo esfuerzo que hicieron quienes me precedieron para que yo disfrute de este derecho.

De todas sus descabelladas maquinaciones para ahogar la libertad de creencias del resto de seres humanos, he de reconocer que tiene incluso sentido que el cristianismo reivindicase la Pascua como su Año Nuevo, es más ¿por qué no volver a reivindicarlo otra vez? así, después de 1.600 años incordiando al prójimo y de una vez por todas nos dejarían a los demás celebrar nuestras fiestas como queramos hacerlo, sin tener que soportar año tras año sus mensajes insultantes.

A poco más de un mes de las Kalendas de Enero y después de releer estas líneas, solo se me ocurre decir gracias… Gracias y Annum Nouom faustum felicem para todos aquellos que con su fe y tenacidad han hecho posible.que hoy nosotros disfrutemos de su legado.

Oxford Bodleian Library ms 264 fol 181 v

_______________________________

1.-annum nouom faustum felicem” (-te deseo- felíz y próspero año nuevo), es una frase hecha común en las Kalendas de Enero. Un ejemplo es la recogida en las Tabulae Vindolandenses II. Bowman-Thomas nº 261. Existen referencias suficientes para poder afirmar que ésta fue una fórmula habitual de felicitación.

2.- Para conocer al detalle las costumbres y tradiciones del Calendario romano en los albores del cristianismo es imprescindible recurrir a Ovidio y su obra Fastos.

3.-Los romanos se preocupaban seriamente de que el primer nombre que se pronunciaba en las ocasiones solemnes, o el nombre de la persona que actuaba en primer lugar, fuesen de buen agüero. Así, cuando el cónsul hacia reclutamientos, el nombre del primer soldado debía ser feliz; los que conducían las víctimas al altar igualmente debían tener nombres afortunados, etc,Ovidio. Fastos, pág. 29 (nota 26). Ed. Gredos 2001. Introducción, traducción y notas de Bartolomé Segura Ramos.

4.- Op. cit., Libro I. 175-185, ibíd.

5.- Dionisio el Exigüo (470-544 e.a.) sería quien acuñase el término Anno Domini (Anno Dómini Nostri Iesus Christi, simplificado Anno Domini) para calcular la muerte y resurrección de Jesús (Computus) y modificar la fecha de referencia histórica en su obra Tabla de Pascuas (Liber de Paschate, s. VI e.a.).

6.- Jean-Claude Schmith, Historia de la superstición, Las calendas de enero pág. 77.

7.- Nuestra “Paga de Navidad” y “regalos de empresa” son una clara reminiscencia de esta costumbre.

8.- Jean-Claude Schmith. Op. cit. págs. 77-78.

9.- Jean-Claude Schmith. Op. cit. págs. 80-82.

©Fernando González-Wicca Celtíbera

Read Full Post »

merlinEspléndido documental que aborda desde la historicidad del mito, las diversas fuentes y raíces de quien gracias a la pluma del galés Geoffrey de Monmouth, llegaría a convertirse en el brujo más relevante de la celticidad en un mundo donde el cristianismo empezaba a imponerse: Merlín.

Myrddin, el nombre original de este personaje también galés y probablemente histórico, viene a representar para la Comunidad pagana el título o la figura del brujo/druida/profeta por antonomasia de un mundo -el pagano celta- que empezaba a tambalearse, forzado a convivir en un tiempo que no debió ser el suyo para dar un contexto igualmente mágico a quien quizá sería el último monarca sagrado de Albión, el Rey Arturo, cuyos pueblos se enfrentaban a la tesitura de mantener sus raíces desde una óptica estrafalaria y orientalizante, como lo fue la cristiana.

Hacerle nacer de una princesa y un “demonio”, sabio, mago y profeta, en cierta medida acabaría convirtiendo a Merlín en el atractivo estereotipo del anti-héroe de la cristiandad, en las antípodas teológicas del galileo Jesús. Probablemente cercanos en cuanto a extremos, pero con un mensaje radicalmente opuesto.

Una figura que no debemos perder de vista si queremos comprender nuestras raíces, pero aprendiendo a verla tal como fue antes de imaginarla tal y como nos la ha presentado el cine.

Read Full Post »

logo-plataforma-coewctbardfhddaalva

Plataforma a favor de la Libertad Religiosa del Paganismo

COMUNICADO

Desde la Plataforma a favor de la Libertad Religiosa del Paganismo (Plataforma), no podemos dejar la ocasión de hacer una valoración oficial de lo que ha supuesto y significado para nosotros y muy especialmente la Comunidad pagana este primer Acto público en el que los Cultos paganos y el Estado hemos compartido un foro común de diálogo, al amparo de uno de los mejores escenarios para el entendimiento y el respeto de los valores y libertades de nuestra Carta Magna: el Ateneo Científico, Literario y Artístico de Madrid.

Bajo el enunciado de la Iª. CONFERENCIA PARA EL RECONOCIMIENTO DE LOS DERECHOS DEL PAGANISMO EN ESPAÑA y con el título de la ponencia: “El registro público de las confesiones religiosas, como base para el reconocimiento de sus derechos civiles“, D. Ricardo García, Subdirector General de Relaciones con las Confesiones del Ministerio de Justicia de España, en representación del Estado, explicó la importancia de acogernos al estatus legal que nos ofrece nuestro Estado de Derecho, para que a través del mismo podamos ejercer desde un marco garantista y con personalidad jurídica propia nuestra libertad religiosa.

Saltándose el protocolo al objeto de hacer más cercano el Acto a los asistentes, comenzó su disertación recordando la singularidad del evento, siendo la primera vez en la historia de España que el Estado participa públicamente en un acto de reconocimiento de los Cultos paganos. Partiendo de este hecho novedoso continuó con su exposición, de la que nos gustaría destacar los siguientes párrafos…

En cuanto a los efectos del Registro, matizó que “la adquisición de la personalidad jurídico-Civil lo que implica es, como se dice en Derecho Civil, que tiene capacidad de obrar ¿qué es esa capacidad de obrar? pues la capacidad de obrar es la capacidad de asumir derechos y también obligaciones“.

libertad religiosa2También indicó ser conscientes que aunque pueda llamar la atención “que las antiguas tradiciones hispánicas hayan tenido una inscripción tan tardía en el Registro… bien es cierto que la inscripción en el Registro de Entidades Religiosas es una cosa relativamente nueva“, comprendiendo la circunstancia de que nuestras Tradiciones religiosas no hayan tenido una presencia pública hasta fechas muy recientes. Recordemos que si bien desde 1967 se inicia una cierta tolerancia para el reconocimiento de Cultos diferentes al católico, no sería hasta 1980, con la redacción de la actual Ley de Libertad Religiosa, que nuestros Cultos paganos tienen la posibilidad legal de inscribirse.

Sobre las implicaciones de la inscripción que actualmente tenemos a mano, señala por ejemplo la protección: “En primer lugar nos permite una especial protección Penal de las ceremonias de Culto y de los líderes religiosos que llevan a cabo las mismas“. También destaca que “cualquier confesión religiosa que esté inscrita en el Registro de Entidades Religiosas, puede solicitar un certificado al Ministerio de Justicia que acredite su inscripción a los efectos de poder abrir un lugar de Culto“.

Tras su amena y clarificadora intervención, tomó la palabra D. Fernando González, Rvdmo. Sumo Sacerdote de la Confesión Religiosa Wicca, Tradición Celtíbera, que centró su exposición en las ventajas e inconvenientes que entiende existen en el hecho de inscribirnos. Una de las ventajas, junto a la protección y el ejercicio de nuestros derechos como Culto, es el reconocimiento. “El reconocimiento de un Culto es fundamental… porque si bien la libertad del individuo está reconocida, el reconocimiento del Culto no lo está tanto“. En cuanto a las desventajas, “el primer problema que hemos tenido ha sido la visibilización. Nos ha costado mucho reconocernos socialmente ante una sociedad que si bien ha madurado muchísimo durante muy poco tiempo… aún tiene unos dejes anacrónicos, por los que se nos mira o se nos trata con un cierto tono peyorativo por todos esos años que ha habido de desinformación, de descontrol o de censura…“. “Otra de las desventajas ha sido la organización… Para nosotros, que estábamos acostumbrados a vivir en grupos minoritarios, a vivir un poquito alejados de esta realidad, el tener que estructurarnos y no solo estructurarnos sino luego hacer que eso sea estable y que tenga continuidad en el tiempo, evidentemente nos ha generado muchos problemas“.

El tercer handicap que encuentra es el de la responsabilidad. “Desde el momento en que tú le pones un rostro, le pones una cara a tu Culto religioso, ante la Administración y ante la sociedad, tú tienes una responsabilidad que has adquirido ante la sociedad y ante la Administración de intermediar desde tu Culto, a partir de tus fieles, de tus creyentes, con el Estado“. Apostilló diciendo que “este Acto de hoy lo que hace es escenificar la integración efectiva de nuestros Cultos, paganos en este caso, Cultos minoritarios como somos, ante la Administración y en la sociedad“.

Inmediatamente después intervino Dña. Esther Serrano, Archidruida de la Asociación Religiosa Druida Fintan, que ahondó en las circunstancias y las implicaciones de nuestra inscripción y reconocimiento. “En la Comunidad pagana nos hemos quejado muchas veces de que queremos nuestros derechos… pero lógicamente hay que pedirlo y para pedirlo hay que decir <> y evidentemente cumplir unas condiciones“. Siguió argumentando que con el hecho de visibilizarnos y registrarnos, también nos separa “de otras cosas  que se incluyen dentro del paganismo y que no son paganismo. Nosotros somos unos Cultos religiosos y como tal nos dedicamos los sacerdotes, a celebrar los rituales, a atender a nuestros creyentes, a enseñar a personas que quieran iniciarse al sacerdocio. Nosotros no comercializamos, no somos un negocioy creo que -registrarnos- es una manera de marcar ya la raya en la que separemos lo que es realmente religión de lo que es otra cosa“.

Tras ella continuó la conversación Dña. Marta Vey, Seanoir Rí Fénnid de la Hermandad Druida Dun Ailline, incidiendo en la necesidad de “separar bien lo que es una creencias religiosa, con su liturgia y sus prácticas, de lo que son los negocios establecidos que se alimentan de la búsqueda religiosa de las personas“. Matizaba Dña. Esther Nagui en que “el hecho de ser tan rigurosos, al menos los que estamos aquí somos muy rigurosos, nos ha comportado que algunas veces se nos tache de inquisidores, de querer ser papas o papistas… no, simplemente estamos defendiendo nuestras Tradición, nuestro Culto“.

Comenzó después la intervención de D. Ernesto García, Reiki Allsherjargodi de la Comunidad Odinista de España, Ásatrú,  que empezó explicando en otro orden de cosas, que “el Paganismo murió por su tolerancia y tiene que volver a resurgir por la tolerancia“. “Nosotros somos Cultos minoritarios, pero tenemos indicadores que dicen que cada seis meses se duplica el número de paganos en la Red… los problemas que tiene la Iglesia porque se le van los jóvenes, para nosotros es un problema inverso“.

En cuanto al modelo registral español, D. Ricardo García explicaba que “este modelo ha sido copiado, pero no solo el modelo registral, sino el modelo de regulación de la Libertad Religiosa a través de la Ley Orgánica. La Ley Orgánica española ha sido copiada en distintos países” haciendo memoria con el modelo de México, Ecuador, Chile, Perú… está basado en España, incluso el de algunos países del este de Europa.

ATENEO 27042013 PLATAFORMA ESTADO7A partir de este momento el Acto pasó a convertirse en tertulia abierta, donde se fueron repasando diferentes temas y respondiendo a las cuestiones que planteaban los asistentes.

D. Ricardo García marcaba un límite que -dijo- deberían tener todas las Confesiones religiosas, “el límite es que no hay lugar para los violentos“, una convicción que evidentemente compartimos y que todo Culto que se precie de serlo ha de imponer en su doctrina y mantener entre sus fieles como conditio sine qua non para pertenecer a la misma. La incitación a la violencia, las amenazas directas o veladas, servir de puente a la violencia, no puede tener cabida en la religión.

Ante la pregunta sobre las circunstancias que puedan darse entre Confesiones religiosas con similares bases doctrinarias o el problema que pueda surgir en cuanto a la diferenciación de las mismas, D. Ricardo García explicaba: “¿cual ha sido la solución para integrar determinadas Confesiones que pueden tener una base cultual común? La Federación… ¿y un límite? que la denominación no puede llevar a confusión“.

El debate dio para mucho más y se tocaron algunas otras cosas que por la imposibilidad de tiempo nos fue imposible abordar con la calma y atención que merecían, pero en cualquier caso ha significado este punto de inflexión que supuso el primer encuentro público entre el Estado y nuestros Cultos paganos, donde los unos se han abierto al diálogo y los otros hemos perdido el miedo escénico a sostenerlo abiertamente. Todo lo que suceda a partir de ahora, siempre tendrá como referencia aquella víspera de Mayo en el Ateneo.

Plataforma Pagana/Estado. 27 de abril de 2013. De izquierda a derecha: Marta Vey (HDDA), Lluís Bleiz y Esther Naghi (ARDF), Fernando González (WCTB), Ricardo García (Estado), Ernesto García (COE), Mª Luisa Olmeda (ALVA)

Plataforma Pagana/Estado. 27 de abril de 2013. De izquierda a derecha:
Marta Vey (HDDA), Lluís Bleiz y Esther Serrano (ARDF), Fernando González (WCTB), Ricardo García (Estado), Ernesto García (COE), Mª Luisa Olmeda (ALVA)

Desde la Plataforma deseamos hacer llegar nuestro agradecimiento al Ateneo Científico, Literario y Artístico de Madrid por cedernos su tiempo y espacio, al Ministerio de Justicia de España por su disposición y en particular al Subdirector de Relaciones con las Confesiones, D. Ricardo García, por la generosidad con la que ha atendido nuestra invitación y habernos ilustrado sobre los recursos legales que el Estado pone a nuestra disposición para desarrollar nuestros Derechos Fundamentales, y a todos y cada uno de los asistentes, por haber hecho posible, con su presencia, que esta Iª Conferencia Nacional Paganismo-Estado haya sido un absoluto éxito.

Aunque por cuestiones técnicas bastante resumido y gracias a la dedicación y esfuerzo de nuestros hermanos de ALVA, queremos ofreceros a todos aquellos hermanos y hermanas que no pudieron asistir al evento, una parte del video que se grabó al efecto.

.

Fernando González

Portavoz de la Plataforma

Read Full Post »

dumezilSirva este documento gráfico recogido por VIMEW que presentamos hoy en Documentalia, para honrar la figura, el trabajo y la talla intelectual del francés Georges Dumezil (París, 4 de marzo de 1898,- 11 de octubre de 1986), una de las personas más cultas del s. XX que puso y consolidó con su ingente obra los pilares del conocimiento de las culturas y pueblos indoeuropeos, así como de sus Cultos y mitologías. Intelectualmente un politeísta declarado, al que todos los paganos le debemos la posibilidad de reconstruir y poder rescatar o cimentar nuestros Cultos y Tradiciones. De su obra y vida queremos destacar a modo de resúmen esta pequeña reseña que con ocasión de su muerte publicó el Pais bajo el título “Muere en París Georges Dumezil, precursor del estructuralismo“: ” El historiador de las civilizaciones indoeuropeas y fundador de la mitología comparada, Georges Dumezil, falleció en París el sábado, a la edad de 88 años. Conocedor de más de 40 lenguas, estudioso de las religiones y de las mitologías y autor de 60 libros y trabajos de investigación histórica, Dumezil publicó el día antes de su muerte una carta en la revista Le Nouvel Observateur en la que ironizaba sobre sus detractores, que le han acusado de veleidades nazis por sus teorías acerca del pensamiento y la mitología de los pueblos indoeuropeos.El antropólogo Claude Levy-Strauss, el lingüista André Martinet y los historiadores Georges Duby, Emmanuel Leroy Ladurie y Jacques le Goff han reconocido el magisterio de Dumezil, cuyas intuiciones intelectuales adelantaron en 20 años la moda del estructuralismo de los sesenta.

En 1938 Dumezil llegó a desarrollar su hipótesis más original, que le permitió hallar un substrato mitológico común, a todos los pueblos indoeuropeos.

En caso de no ver el vídeo directamente en nuestro Blog, puede enlazar con la página original de reproducción: VIMEW

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: